imag_antiguos

antiguos-33 antiguos-30

El Mejía ha tenido en el devenir de la historia personajes notables que han pasado por las filas de la Gloriosa como se la conoce en la actualidad a la Banda de Guerra y con el perdón de todos mis compañeros me voy a tomar el permiso respectivo para citarlos algunos de mis compañeros porque hicieron historia y permanecen en el presente. Entre los primeros cachiporreros y actuales se destacan:

antiguos-1

Gral. Frank Vargas Pazos, los hermanos Rosales, el chivo Cañadas, Byron Almeida, el loco Fabián Vega, Miguel Ángel Pazmiño, el burro Andrés Méndez, Jorge Jiménez, Ricardo Llano, Sergio Olmedo, como no recordar a nuestro entrañable amigo el capulí Morales y actualmente Josué Arcos.

Los guambras del Mejía somos así recíprocos como no recordar a familias y hermanos que han dejado impregnado sus nombres en el devenir de este tránsito de generaciones como lo escribiera HUGO ALEMÁN recordando a nuestros entrañables amigos que ya han partido al seno del Todopoderoso al Lic. Marcelo Garrido Vaca (+), Lic. Jorge Carrera Ángulo (+), y a otros como  Teddy Becerra, Mauricio Cadena, los hermanos Sánchez Ramos, los hermanos Pérez,  los hermanos Bautista, los hermanos Cajas, los hermanos Gangotena, los hermanos Lemos,  los hermanos Oña, los gatos Paredes, la dinastía Sinchi, Los Valladares, los Goyes, los hermanos Múñoz, los hermanos Mailas, los Coba, los hermanos Álvarez conocidos como los papis los hermanos Vásconez, los Subía, la dinastía Rojas, los hermanos Redrobán, los Alpala, los Castro, los hermanos Pacheco, los Flores, los Monga entre otros.

antiguos-31 antiguos-32

Y esa trato que no olvidamos los Mejías de siempre que nos ha caracterizados por poner los “motes” o sobrenombres a nuestros amigos sin perder esa sal quiteña que tenemos los verdaderos quiteños de cepa, es decir la chispa de la vida: los hermanos Romero Barberis, Guillermo Donoso, Fernando Terán, Vicente Páez, Carlos Ibarra, Hugo Calahorrano, Mauro Terán, Pablo Nardo, Jaime Jaramillo, el borrego Nelson Trujillo y su hermano Jorge, el omoto Maldonado, el loco Navarrete el zorro, el cacho Tobar, al Peter Ortíz, el Chino Alvarado, el gato Lara, el callado Makcenzie, el rayado Velásquez, que formaron la Sagrada Familia el gordo Cartagena,  al mango Nieto, el chino 2 Silva, el bondadoso Cuenca, el caritativo Torres, el pito Portilla, el araña Pavón, el bala u Caspi, el diablo González, Barney Baquero.

antiguos-34 antiguos-35

Desde el año 2000 que es designado como instructor Darwin Portilla ha tenido la colaboración de muchachos que con su gallardía e ímpetu se han otorgado sacar adelante este magnífico grupo símbolo del Patrón Mejía como, Byron Trávez, David Chumania, Patricio Baúz, Xavier Salgado, Oscar Caspi, Javier Caicedo, Roberto Pozo, Fernando Soria, Cristian Moya, Edwin Quilachamín, David Cardénas, Santiago Chinchín Eduardo Dávila, Diego Vilatuña, Patricio Ortíz, Xavier Utreras, Fernando Lozada, Daniel Valencia, Gonzalo Hidalgo(+), Danilo Llano, Alex Canencia, Juan Diego Coba, Daniel Aguilar, Santiago Novillo, Xavier Cadena, Dorian Serrano, Cristian López,Richard Chuqui, Marco Hernández, Cristian Encalada, Franklin Herrera, Alex Baquero, Cristian Encalada, Diego Taipe, Marín y Fernando Carrera, Romario Heredia, Gabriel Casamen, Josuá Apolo, Anthony Bombón, Alejandro Cevallos Diego Molina, Daniel Encalada, Quinga David, Herrera Erick , Andino Iván , Valla Gabriel, Guaña Danny, Cisneros Rosembergt, Encalada Pedro, Piedra Luis, Saldarriaga Israel, Reinoso Daniel, Encalada Daniel, Tamami Daniel , Martínez Anthony, Ñacato Jason, Granda Bryan, Ramírez, Bermeo Camilo, en la actualidad se encuentran a cargo Chancusig Mateo, Toazo Víctor, Quinga Cristopher, Vaca Shubert, Mangia Jimmy, Cajas Cristian, Tomaló Denis, caspi Jhonatan, Pagual Iván, Pillajo Cristian, Astudillo Alejandro, LLugcga Jhonatan, Múñoz Cristian, Cóndor Kevin. engrandeciendo con su liderazgo y ejemplo las juventudes venideras de la Gloriosa Banda.

antiguos-36

Mil disculpas por no nombrarlos a todos los que deberían, la memoria es frágil pero estamos seguros que los Mejías de corazón nunca se los podrá olvidar.